martes, Jun 25 2024 8:58PM

ONIRIC FACTOR

From the deep dream dominions

Introducción

A estas alturas, en pleno apogeo de la marea “retro” y de la expansión de los medios de comunicación libre, creo que es difícil encontrar a algún “nativo digital” que no haya escuchado alguna vez este tipo de música.

Para los que vivimos entre los 80 y los 90, este género nos huele a Baron Dandi, sabe a Peta Zetas y recuerda viejos traumas infantiles. También nos acerca a aquellos tiempos en los que algunos vivimos experiencias vitales únicas, como el descubrimiento de las faunas locales que pululaban por aquellos antros de perversión y humo, cuya verdadera denominación quedaba oculta bajo el eufemismo de “salón recreativo”.

Bajo la luz multicolor de la máquina, se activó en algunos cierto interruptor que los llevó a convertirse en parte de esa “tendencia underground” que vivimos en la actualidad. Mediante la impresión en sus trabajos de aquellos recuerdos, se brinda hoy a otros la oportunidad de tomar el relevo y enriquecer el resultado añadiendo sus propias experiencias.

Pero mas allá de toda esta “caspa” sensiblera, lo cierto es que en la actualidad las Chiptunes se han convertido en todo un subgénero musical con un ritmo y una personalidad muy característicos. Comparten cuna con los videojuegos… y eso, se nota.

Definición

Profundicemos un poco y comencemos a ser concretos. ¿Que son exactamente las Chiptunes?

Las Chiptunes o “Música Chip” no son otra cosa que temas musicales compuestos en un formato que durante la reproducción es sintetizado por un ordenador (o consola) en tiempo real.

Lo que realmente hace que las Chiptunes tengan ese sonido tan particular no son otra cosa que las limitaciones técnicas de la época en que fueron concebidos. Por aquel entonces, la única manera de reproducir música era a través de los chips integrados en las placas de los equipos. Si bien el compositor podía crear su propio “instrumento” a base de modificar la frecuencia de los tonos generados por el chip, la cantidad y riqueza de los pulsos generados por estos circuitos se encontraban seriamente limitados. Para ejemplo un botón: el chip AY-3-8910 cuya familia se encontraba distribuida por multitud de ordenadores de 8 Bits, apenas disponía de tres voces y un canal de ruido.

Si tuviéramos que dar una definición corta y completa de Chiptune, hay un par de párrafos en la Wikipedia que en mi opinión, lo resumen estupendamente:

El chiptune se caracteriza por utilizar el chip de sonido incluido en los ordenadores de 8 bits o bien samples menores a 4 kilobytes que son loopeados en algún tracker, y utilizando envolventes de amplitud para darles forma a estos.

El término también se usa hoy en día para referirse a música que utiliza el sonido distintivo de estos instrumentos sintetizados, más por su valor artístico que por limitaciones de Hardware.

Los chiptunes están muy relacionados con la música de los videojuegos, compartiendo con estos cultura y origen.

Compositores

A la hora de preguntaros antes de redactar este artículo, muchos me pedisteis que añadiera algunos temas musicales. Tras pensarlo un poco, pensé que ponerme a enlazar temas a diestro y siniestro sin hablar nada de ellos, seria una injusticia para todos. Para los autores porque no recibirían los créditos que se merecen y para nosotros porque no tendríamos la oportunidad de conocerles. Así, que os voy a presentar a un trio de los compositores de la época en que nacieron las Chiptunes.

Rob Hubbard:

Nacido en 1956, Kingston upon Hull, Inglaterra

Compuso para:

Elite systems, EA, Gremlim Graphics, MAD Mastertronic, Atari, Firebird…

Curiosidades:

El juego Knucklebusters incluye la mas larga canción de Hubbard, de 17 minutos de duración.

Fue la primera persona en EA en dedicarse a música y sonido (1989).

Una de las más famosas composiciones de su etapa C64 es la musica que aparece en la secuencia de carga del juego Skate or Die, que incluye samples de guitarra eléctrica. La reproducción de los samples fue facilitada explotando una falla en el chip sintetizador de sonido SID: alterando el volumen de registro produciendo un click audible. La alteración de este registro miles de veces por segundo permite una cruda forma de reproducción del sample.

Hubbard contribuyo recientemente con la remasterización de sus temas en el tributo al C64 de Chris Abbott Back in Time Live. Hubbard ha participada varias veces con la banda danesa de covers de C64 PRESS PLAY ON TAPE quienes han tomado muchas de sus primeras canciones haciendo versiones como una banda de rock. Hubbard también ha interpretado su vieja musica en piano con el apoyo del violinista madfiddler.

En 2005, la musica de “International Karate” fue interpretada en vivo por una orquesta completa en el Tercer Concierto Sinfónico de Música de Juegos en Leipzig, Alemania.

Hubbard abandonó EA en 2002 regresando a Inglaterra. Ha seguido tocando en una banda, y ha interpretado su música para juegos en concierto.

Chris Hülsbeck

Nacido el 2 de marzo de 1968 en Alemania.

Compuso para:

Time Warp Productions, Digital Concept, Rainbow arts…

Curiosidades:

Conocido por las bandas sonoras de la saga Turrican de videojuegos. El reconocimiento hacia Chris inicio a los 16 años cuando su composición “Shades” gano el primer lugar en un concurso musical para la revista alemana 64’er.

Creo una rutina para reproducir música para la consola Amiga llamado TFMX — “The Final Musicsystem eXtended

Su música para Apidya, Turrican 2, Turrican 3 y The Great Giana Sisters fue interpretada en directo en la serie del 2003 al 2007 del Symphonic Game Music Concert en Leipzig, Alemania.

La WDR Radio Orchestra y un coro interpretaron clásicos de The Great Giana Sisters, Turrican, R-Type entre otros, en Cologne, Alemania.

Kōji Kondō

Nacido el 13 de Agosto de 1969 en Nagoya, Japón.

Compuso para:

Nintendo

Curiosidades:

Kondō compuso una versión invertida de Saria’s Song, con algunas modificaciones, y la utilizó para Song of Healing en The Legend of Zelda: Majora’s Mask.

Para The Legend of Zelda: Ocarina of Time y The Legend of Zelda: Majora’s Mask creó canciones (que el jugador tocaba con una ocarina) cuyas bases sólo contenían 5 notas: Re, Fa, La, Si y Re (Una octava más alto), correspondientes a los botones A, C inferior, C derecho, C izquierdo y C superior, respectivamente, además de que se utilizaron alteraciones de bemol y sostenido con los botones Z y R, respectivamente.

Kondō fue educado como músico clásico, y esto se aprecia en sus proyectos más ambiciosos, como las bandas sonoras para la serie Zelda. Estas piezas son claramente cinematográficas, con reminiscencias del trabajo de John Williams en Star Wars o Encuentros en la Tercera Fase.

Un estudio comprobó que dos tercios de la población mundial reconoce el tema principal del juego Super Mario Bros., casi 20 años luego de haber sido compuesto.

Entre los fanáticos de Kondō se encuentran conocidos artistas como Paul McCartney.

Enlaces

Ante el fervor popular, y por temor a ser linchado públicamente por los cuatro gatos que me leen, me veo forzado a mostrar algunos enlaces de los temas representativos de esta época.

Ahí tenéis algunos:

Discográfica de Rob Hubbard

Temas de Chris Hülsbec en Streamming

Espacio de C64 Orchesta

Videos en vivo de C64 Orchesta

Cierre

Bueno, pues eso es todo por hoy. En esta ocasión nos hemos centrado en la definición del género y de sus precursores, los autores de los 80 y 90. En la próxima entrada dedicada al tema de las Chiptunes, trataré de centrarme en los artistas actuales y sus composiciones. Hay un montón de temas estupendos esperando a ser escuchados y mucho, mucho talento. Por el momento, id preparando las orejas con el ayer; pronto os hablaré del presente.

¡Nos leemos!

About The Author

Te pueden interesar

1 min de lectura
Crazy Factory
2 min de lectura
1 min de lectura
Translate »