jueves, Ago 18 2022 10:56PM

ONIRIC FACTOR

From the deep dream dominions

Bueno, pues siempre digo que si ando liado, que si me gustaría poder ir más rápido pero que el curro me tiene loco, que si la asociación, que si la comunidad, que si pitos que si flautas… muchos pensaréis que siempre digo lo mismo, pero es que cuando no es una cosa es otra.

Así, que sin que sirva de precedente, voy a contaros un poco de lo vivido durante estos últimos meses y lo que me espera a corto plazo.

En primer lugar, están los temas de DeSEA, que supongo que si estáis al día, habréis comprobado que cada vez hacemos mas actividades y participamos en más eventos. Por fuera se ven cosas, pero por dentro… entre la planificación, la gestión de los nuevos contactos, la coordinación con los ponentes, la emisión de notas de prensa, los debates internos sobre el como, cuando y porqué de las cosas… hay mucho curro detrás. Además, cuando ves que la gente se parte la cara, aunque no se te exige nada, la conciencia te pide más dedicación y esfuerzo.

En segundo lugar, está la comunidad, que aunque continuo intentando que se gestione por sí misma, continua absorviendo más tiempo del que me gustaría. Hace poco tuvimos un señor problema con el cotejamiento de las bases de datos, que me tuvo un par de días peleándome con ellas hasta que conseguimos solucionar el problema. Al final también tuve que editar un buen puñado de archivos del SMF, pero quedó mejor que antes del fallo. Eso sí, me llevé otra desilusión porque nadie tenía copias de respaldo actualizadas, aún despues de haber bronqueado al personal un millón de veces sobre el mismo tema. Me siento un poco impotente porque se confia demasiado en que sea yo el que solucione este tipo de problemas, que aunque son la parte mas importante junto con la financiación, también son las partes “feas” de la administración. Me sienta mal tener que ir detrás de la peña, y más aún que haya quien te ignore o se sienta insultado.

En tercer y último lugar está el tema curro (obviamente, el primero en importancia).

Como es un coñazo de explicar, me voy a ayudar con un extracto de una conversación que tuve hace unos días con el vocal de la asociación, quería dar explicaciones sobre mi seguimiento de un evento como vice:

Perdona que no te haya echado mucha cuenta con lo de la charla.

Ahora que esta todo mas claro, te cuento toda la película:

Telefónica se fusiona y esto ha significado un cambio radical en
terminos de subcontratación. Acabo de salir de una reunión con STC, para
negociar los términos de un nuevo contrato de mantenimiento.

De los técnicos que estamos, solo tres vamos a entrar directamente por
esa empresa, el resto van a ir subcontratados a través de terceros
(subcontratas “de confianza”).

A lo que voy: como ya se estaba viendo venir, nuestro jefe actual estaba
repartiendo vacaciones a tutiplén para reducir los costes de finiquitos,
lo que se reflejaba en un cambio de horarios un poco caótico. (falta gente para cubrir puestos) Hoy he tenido la respuesta definitiva del horario y me toca trabajar por la tarde.

Como además el resto de la gente se reune mañana con STC para ver los
términos del resto de los contratos y conocer los nombres de dichas
subcontratas, así he visto muy jodido el tema de comentar siquiera lo de
cambiar turnos.

La verdad es que como bien me hizo saber Javi, no hacía falta ni comentarlo, porque no se me estaba exigiendo nada, hay muy buen rollo dentro de la junta y no se trataba de algo por lo que no se me pudiera suplir, pero precisamente por eso me sentía en la obligación de dar como mínimo algunas explicaciones y porque no, descargarme un poco contándoselo a alguien.

Al día siguiente gracias a que las charlas empezaron un poco más tarde (parece ser que unos chavales de Microsoft Iberica se entretuvieron un poco enseñando las bondades de Windows 7 e IE 8), conseguí terminar mi jornada a tiempo para dar la charla sobre introducción al desarrollo de videojuegos junto con Mairena, aunque por motivos de tiempo la charla fué rauda y veloz, nos fuimos con un buen sabor de boca y de paso con unos certificados como ponentes muy cucos que no esperabamos. Aunque no se donde voy a meter unos papelotes tan grandes, se agradece mucho el detalle, ya que siempre vienen bien este tipo de cosas para rellenar huecos en un posible curriculum.

Poco tiempo después, se han ido aclarando las cosas para el resto de los compañeros en el trabajo, aunque a nivel laboral aún quedan muchisimas cosas por arreglar (horarios, régimen de relevos, cuantía final de las horas extra, protocolo, activación de software para los equipos, reparto de materiales… un empiezo y no termino, pero vamos, que es lo que tiene un proyecto de las proporciones de lo que Telefónica ha planteado a una empresa que desconoce los detalles de una actividad nueva para ellos). Aún quedan cosas por resolver respecto a nuestras propias condiciones, pero por el momento ya hemos comenzado a actualizar nuestros cursos de certificación y estámos terminando de cerrar cuentas con nuestro anterior jefe.

Lo de los cursos esta siendo maratoniano. Antes de ayer me llevé toda la mañana empapándome los cursos de riesgos eléctricos, espacios confinados, riesgos en exterior (golpes de frio y calor), incendios, transporte de cargas, manipulación de carretillas elevadoras, herramientas de mano, conducción segura, EPIs… hicimos los exámenes y corriendo a trabajar hasta las 23:00 (al estar aún contratado por mi anterior empresa, había que cumplir). Al día siguiente, a currar de nuevo y empalmar con un curso teórico-práctico de trabajos en altura. La verdad es que aunque fué un poco cansado (llevo unos días con la espalda hecha cisco y sobrevivo a base de Valiums), resultó excitante y divertido. Nos colgamos de un puente y nos dedicamos a practicar salvamentos con nudos dinamicos, ochos, bloqueadores… ahí a lo legionário, cortándole las cuerdas de sujección a un tio a 15 metros para descolgarlo con cuatro nudos raros. Al principio acojona, tanto cuando te toca como victima como cuando te toca como rescatador (oye, que aunque haya una cuerda de seguridad, la posibilidad de romperle algo a tu compañero, no mola) pero después te lo pasas pipa.

Eso si, lo que no término de entender es para que se nos piden ese tipo de cursos si después ya no nos vamos a volver a subir a las torres, pero bueno, las cosas de las certificaciones de empresa. Son cosas que están muy bien para vivirlas un par de veces, pero no para hacerlas a diario. Por cierto, nos hicieron fotillos, a ver si es verdad eso que dicen de que nos las van a pasar y os enseño alguna con el casco de hormiga atómica.

Lo peor fue la noche, llevando coches de un lado a otro, haciendo recuento de herramientas en mi anterior empresa y aguantando el chaparrón de jefe despechado. A mi personalmente me resultó bastante violento eso de tener que enseñar hasta el último destornillador y tener que discutir que a ver que pasaba con los ordenadores, con el finiquito, con las horas… al final, entre una tontería y otra, cenamos a las dos de la mañana.

Esta tarde no tengo ni idea de como va a seguir la cosa, solo sé que entro a las 15:00 y que no hay nada preparado, así que este mes toca ir a la aventura.

Esto afectará al desarrollo de Cell Fusion en la cantidad de objetivos planificados en los sprints, que seguramente se irá viendo reducida mientras continue esta situación. De todas formas, pese al porcentaje que os enseñé, el proyecto se encuentra muy avanzado, ya que las partes mas complejas del desarrollo están casi terminadas, así que no descarto tener el juego terminado a mediados de año.

Te pueden interesar

Crazy Factory
1 min de lectura
1 min de lectura
Crazy Factory
2 min de lectura
Translate »
Cart
  • No products in the cart.
A %d blogueros les gusta esto: