sábado, Jun 22 2024 6:32PM

ONIRIC FACTOR

From the deep dream dominions

WAUH!

Espero que los que tengáis al cubil entre vuestros feeds os alegre saber de nuevo de las venturas de este cánido redactor y sus criaturas.

Estos últimos meses han resultado bastante intensos. No tanto por la sucesión de toda una suerte de situaciones extraordinarias como por la acumulación de cambios, sutiles, pero continuos, en todo lo referente a mis inquietudes, visiones de futuro y relaciones personales, que han terminado por desarrollar un cambio en mi actitud ante las cosas.

Las consecuencias de dichos cambios se han visto reflejadas en ciertas decisiones que he ido tomando a lo largo de los últimos meses del pasado año y que continuarán, como es lógico suponer, a lo largo del actual. Algunas son de ámbito mas personal, pero al final, todo tiene repercusión en lo que aquí os muestro. Baste decir -y he aquí lo importante- que ahora disfruto mucho más haciendo lo que hago y al ritmo que lo hago. Espero poco de todo y disfruto con mayor intensidad de lo que me ofrece el presente.

Dicho esto, os voy a hablar sobre algunos de los eventos mas relevantes que han tenido lugar durante estos últimos meses:

  • Finalmente, tras lustro y medio, he conseguido comenzar a delegar mis funciones en CGM. Quizás a muchos os parezca una tontería, pero la responsabilidad de mantener una comunidad de tantos usuarios, donde si no me preocupaba de mantener los pagos al día y saneadas “las tripas” del CMS mucha gente se quedaba sin chiringuito, me estaba terminando por resultar realmente incomoda. Peor aun me resultaba el no poder continuar ejerciendo el papel de animador. Cuando a algo así no se le puede dedicar el tiempo merecido, es hora de pasar el relevo… y vaya que si me he quedado a gusto. 🙂
  • He comenzado a desarrollar videojuegos Flash. La verdad es que nunca me ha atraído programar nada en actionscript ni pelearme con el interfaz de Flash. Era superior a mis fuerzas: bastaba con mirar las líneas de tiempo y los seis millones de ventanitas para quitarme las ganas de ponerme a hacer videojuegos con ese engendro. Y no seria por falta de interés en los juegos Web (incluso tengo dos cursos hechos, pero nada) Finalmente, tras echarle un vistazo a Stencyl a cambiado la cosa. No deja de ser bastante limitadete, pero deja eso de pensar mas de la cuenta en manos del engine dejandole a uno via libre para dar rienda suelta a su lado creativo. Quizás alguno se pregunte porque me pongo ahora a hacer juegos Web. Expongo aqui mi alegato: Tras hacer la conversión de mi ultimo mini juego (ver entrada anterior), me di cuenta de que hacer juegos pequeños y “redondos” es lo que mas me divierte. No es lo mismo hacer un juego en uno o dos meses que en uno o dos años. Por un lado resulta menos pesado y por otro te permite adquirir mas experiencia como diseñador. Un juego triunfa o fracasa por causas que a menudo no descubres (y aprendes) hasta que este ha sido lanzado y jugado por el publico. Cuantos mas terminas, mas veces puedes ver los resultados de tus decisiones y corregirlas.
  • He terminado mi primer juego Flash. En esta ocasión, una conversión de Demon Hunter, que podéis jugar aquí. Pese a no haber conseguido patrocinio, ha superado ya sus tres mil impresiones, sin enviar notas de prensa ni pollas en vinagre. Y bueno, no deja de ser mas de lo que han jugado a muchos de mis juegos pese a haber movido cielo y tierra (me ha hecho un montón de ilusión verlo en webs del lejano oriente). Mientras tanto, la cifra sigue creciendo. A mas de uno le parecerá ridículo, pero como primer intento no deja de estar del todo mal y ya va uno moviendo su marca.


    Six six six… the number of the beast!!

  • ¡Me han vuelto a hacer papa! pero en esta ocasion el niño ha llegado a casa con mas de veinte años. He de reconocer que el corazón me dio un vuelco estas navidades al abrir los regalos y encontrarme un MSX2 Philips VG 8235

    Philipito, el nuevo miembro de la familia.

    Tanta ilusión me hizo que me lo lleve a casa de mi suegra para enseñárselo a mis sobrinos el día de reyes y contarles un poquito de historia MSXera.

  • He donado los gráficos de Demon Hunter a Fernando de Z80ST, creador de juegos para el estándar japonés tan divertidos y atractivos como QBIQS. Así que ¿quien sabe?, puede que un día podáis ver a Diana cazando demonios en un MSX. Yo no se vosotros, pero a mi me puede dar un orgasmo ocular si lo veo correr en mi Philips.
  • Finalmente, me he puesto manos a la obra con un remake del mini juego, pero en esta ocasión, con gráficos y jugabilidad aptas para todos los públicos.

    ¡Diana, repartiendo yesca a todo color en 16 bits!

    …y si, os dejare tranquilos con el juego de las narices una vez lo saque.

Y bueno, eso es todo por hoy. Tengo mas cosas que contaros, como mis metas para los próximos seis meses, pero prefiero dejarlas para otra entrada y no saturaros con tanta lectura.

¡Un abrazo amiguetes y amiguitas!

About The Author

Te pueden interesar

1 min de lectura
Crazy Factory
2 min de lectura
1 min de lectura
Translate »